El covid-19 incrementa las desigualdades educativas

2020-04-28T11:09:18+02:00abril 28th, 2020|

Por Gerard Sánchez | Fotografía de portada de Alberto Pla

Los niños y niñas españoles y los de muchos otros lugares del mundo llevan varias semanas sin acudir a sus centros escolares debido a las medidas de seguridad impuestas por el Covid-19. No obstante, en todo el mundo, y según datos de UNICEF, existen todavía 263 millones de niños y adolescentes que no tienen acceso a la escuela. Para tratar de concienciar esta situación, desde 2001 se lleva a cabo la Semana de Acción Mundial por la Educación (SAME), promovida por la Campaña Mundial por la Educación (CME). Una semana que este año se lleva a cabo del 27 de abril al 3 de mayo y que se celebra en más de 124 países.

Uno de los colectivos más afectados por las medidas de confinamiento impuestas para atajar los efectos del coronavirus están siendo los niños y niñas. En España llevan confinados en sus hogares desde el pasado 14 de marzo, y no fue hasta el 26 de abril cuando se les permitió salir a dar paseos cortos, de una hora de duración y a una distancia no superior a un kilómetro de sus casas. Ellas y ellos, desde su inocencia, han dado grandes ejemplos de responsabilidad, comprensión y resistencia durante todos estos días, pero todavía queda por saber qué efectos tendrá en ellos esta ausencia prolongada de clases y también este encierro domiciliario tan prolongado.

Un niño mira por la ventana durante el periodo de confinamiento. Fotografía cedida por Freepik

Por otra parte, durante este tiempo los padres y madres han tenido más tiempo para estar con sus hijos, pero también han reforzado su relación con los educadores y se han dado cuenta de la importancia, y la dificultad, de su labor. Por todo ello, esta Semana de la Acción Mundial por la Educación se vuelve especialmente importante en este 2020 donde las aulas están en cada hogar, en las mesas del salón, convertidas en espacios de trabajo infantil, en las cocinas, transformadas en lugares donde aprender sobre física y química e incluso en las televisiones o teléfonos móviles que, bien utilizados, también pueden ser excelentes herramientas educadoras.

Uso de los plásticos y preservación de los océanos

Desde la organización de la Campaña Mundial por la Educación (CME), que en España está conformada por las ONG EDUCO, Entreculturas, Plan International y Ayuda en Acción, entre otras entidades colaboradoras, instan a los padres y madres y a los educadores a fomentar en casa y a través de Internet la temática de este año de la SAME: el uso de plásticos y la preservación de los océanos. En este sentido, animan a pintar dibujos sobre estas temáticas, llevar a cabo alguna obra teatral sobre el medio ambiente, leer cuentos, hacer manualidades, aprender sobre los océanos, fomentar el reciclaje. Sin olvidar difundir todo tipo de mensajes de concienciación a través de las redes sociales y exigir a la clase política que cumpla con sus compromisos educativos.

Una playa contaminada con plástico. Fotografía cedida por Freepik.

Aumento de las desigualdades educativas

El CME es un movimiento de la sociedad civil fundado en 1999 durante el Foro Mundial de la Educación llevado a cabo en Dakar, Senegal. Tiene como objetivo promover y defender la educación como un derecho humano básico. En esta línea, el responsable de políticas e incidencia de la CME y exRelator de Naciones Unidas sobre el derecho a la educación, Vernor Muñoz, comentaba hace unos días que, a causa de los efectos de la pandemia, “a la exclusión escolar se suma la exclusión de los aprendizajes. La interrupción de aprendizajes va a causar graves pérdidas, se van a acumular desventajas difíciles de superar. Además, la escuela es un entorno básico de socialización, un mapa para construir relaciones, un centro de encuentro que permite el juego y la felicidad. Eso lo estamos perdiendo con el COVID-19”.

Aunque parezca increíble, incluso en un país desarrollado como España existen todavía muchos niños y niñas que no tienen acceso a Internet en sus hogares o que lo tienen con muchas limitaciones. Ahora, que todo es online, esta brecha se vuelve más amplia que nunca y puede tener todo tipo de consecuencias. Desde el CME han lanzado un vídeo para concienciar sobre esta situación y también han promovido el hastag #lamejorlección, con el que animan a reflexionar y compartir sobre cuáles son las lecciones que cada uno está aprendiendo durante este tiempo de confinamiento y estado de alarma.

Como también señala Vernor Muñoz: “Tenemos ahora una oportunidad para construir nuevos abordajes desde la solidaridad, desde el bien común, desde los servicios públicos y gratuitos; y también de cambiar nuestros modelos escolares, pasar del individualismo, la medición y el consumo exacerbado a sistemas educativos basados en la cooperación y en la solidaridad”.

La Unesco lanza la Coalición Mundial para la Educación

Desde la UNESCO promovieron a principios de abril la Coalición Mundial para la Educación, con el objetivo de ofrecer a los niños y jóvenes opciones de aprendizaje inclusivo durante este período de interrupción repentina y sin precedentes en la educación. Desde este organismo incidían en que “el cierre de escuelas agrava las desigualdades en la educación y afecta de manera desproporcionada a los niños y jóvenes más vulnerables”.

A lo largo de estas semanas de confinamientos, estados de alarma… han surgido varias iniciativas, desde todo tipo de organismos públicos y privados, ong, fundaciones… para promover la educación y tratar de luchar contra problemas como la falta de acceso a la misma, la brecha digital, el trabajo infantil… Una propuestas que tendrán mayor o menor repercusión y éxito en la medida en que las sociedades en su conjunto y los ciudadanos a modo particular las defiendan y las promuevan. Los niños y niñas son uno de los sectores más vulnerables de la población y, aunque nos han dado lecciones a todos durante esta pandemia, debemos seguir protegiéndoles en todo el mundo, empezando por uno de sus derechos más básicos; el de tener acceso a una educación pública y de calidad.

Documentales y proyectos sobre educación

Otra forma de concienciar sobre la educación y de fomentar el derecho a la misma es visualizando documentales sobre cómo esta puede transformar la vida de niños y niñas en diferentes lugares del mundo. En nuestra agencia estamos convencidos del poder de la educación para cambiar vidas y transformar el mundo. A lo largo de los últimos años hemos podido conocer de primera mano diversas realidades educativas en varios países y continentes gracias al apoyo y la colaboración de ONGD y fundaciones como la Asociación CONI, la ONG CESAL, la Fundación SOLCA, la Fundación Fontilles, la ONG Cooperación Internacional, la ONG PROYDE, la Comunidad Misionera San Pablo Apóstol…

Os invitamos a ver el resultado de algunas de estas iniciativas en nuestra sección de Proyectos de nuestra página web.


#SemanadeAcciónMundialporlaEducación

#SAME2020

#LaMejorLección

#Quédateencasa